Vía delivery: El helado artesanal sigue llegando en grande a casa.

Las apps de delivery permiten al negocio del helado alegrarnos la vida en casa.

Ya sean las heladerias del barrio que nos acompañan de toda la vida, o enormes cadenas de éxitos pujante y meteórico; todas tienen un patrón común que se ha acentuado por nuestra nueva vida como ermitaños: Las presentaciones para llevar.

Cualquier paseo por la calle nos dejaba ver a un pequeño ejército de clientes buscando la satisfacción de un buen postre a diario. Entre sus visitas nunca faltaban los establecimientos de helado artesanal, y en sus manos era común ver las barquillas o cucuruchos cargados de chocolate y frutos del bosque, dulce de leche, menta y mil otras variedades.

Esta delicia nos seduce tanto en las exhibidoras de las tiendas de helados como desde nuestras pantallas. No es un concepto nuevo, pero las apps de delivery han permitido al negocio del helado tener nuevos medios para seguir alegrandonos la vida, en presentaciones comodas que ya conocemos.

Un helado en local... y en casa

Los pru00e1cticos receptu00e1culos permiten que la orden sobreviva a la travesu00eda del delivery. Las presentaciones van desde pequeu00f1as porciones de dos bolas clu00e1sicas de helado, hasta el heroico kilo. Parece que nada crearu00e1 distancia entre nosotros y un buen helado, en especial en grandes cantidades.

Incluso con una situaciu00f3n tan delicada como la que nos ha obligado a quedarnos en casa, los 4 colosos del delivery (PedidosYa, Glovo, Uber Eats, Rappi) proporcionan la logu00edstica necesaria para que las heladeru00edas sigan conectadas a sus u00e1vidos comensales en todo el mundo.

El clima, las presentaciones más comunes y los gustos de cada región afectan el consumo.

Los clientes contentos en las calles han sido reemplazados por un colorido desfile de empleados de delivery que recorre las ciudades de todo el mundo. Y muchos (muchos) de ellos transportan helado.

u00a1Hoy hay 2×1! A los chicos les fue bien en el cole, hay que premiarlos. u00a1Hay envu00edo gratis! Nos llegaru00e1 en menos de 30 minutos, dice la app (Y le creemos). Si comemos este finde nada mu00e1s no pasa nada, con una rutina de ejercicio nos bajamos todas esas caloru00edas. u00a1Tengo 2 semanas sin probar un bocado de chocolate! Y tienen chocolate con almendras u00a1esas son buenas para el cerebro!

Razones para recompensarnos con cantidades preocupantes de helado no faltan. Y mu00e1s cuando estamos preparados para pasar un rato en familia o con amigos. u00bfPero quu00e9 tan comu00fan es solicitar esos 1.000 gramos de dulzura?

Al usar la poderosa herramienta Google Trends, nos daremos cuenta que las mu00e1gicas palabras de u2018helado por kilou2019 o u2018helado kilou2019 son bastante habituales a lo largo del au00f1o. Tanto en espau00f1ol como en portuguu00e9s.

Al comparar con otros tu00e9rminos de bu00fasqueda (consultando por otros tipos de presentaciones) podemos notar que existe preferencia por el kilogramo de helado. Nos inclinamos a pensar que es conveniente para los clientes comprar por cantidades grandes para compartir con sus familias o amigos. Aun asu00ed, nadie te impide comerte un kilo de helado solo, no dejes que nadie (ni siquiera nosotros) te detengamos.u00a0


En Argentina y en Brasil; dos gigantes en America Latina, estas palabras claves resuenan todo el au00f1o; mientras que otros tu00e9rminos de bu00fasqueda como u2018medio kilou2019 o de presentaciones mu00e1s pequeu00f1as no arrojan resultados relevantes.

Por supuesto, un vistazo a travu00e9s de los recursos otorgados por Google, no son suficientes para poder hablar con absoluta certeza. Los patrones de consumo de Argentina y Mu00e9xico, por ejemplo, tienen diferencias bastante importantes. El clima, las presentaciones mu00e1s comunes y el paladar varu00edan, y afectan el consumo de una u otra manera. Luego estu00e1 claro, la pequeu00f1a sorpresa microscu00f3pica que nos tomu00f3 desprevenidos este 2020.

Es posible tambiu00e9n que una mirada mu00e1s juiciosa y detallada en las estadu00edsticas de cada app de pedidos podamos tener una comprensiu00f3n mu00e1s completa respecto a patrones de consumo y las preferencias de los clientes. Especialmente con el u2018quu00e9date en casau2019 acompau00f1ando cada orden de pedido.

Sin embargo no se puede negar que a pesar de todos los cambios que vivimos en estos meses, las heladeru00edas artesanales han podido proveernos y mantenernos contentos a cabalidad. Ya sea que tras un corto periodo de adaptaciu00f3n mediante alianza con las apps de delivery o formando su propio sistema de envu00edo a domicilio; los establecimientos de helado tradicional o artesanal hayan logrado mantener su relaciu00f3n con los clientes de manera satisfactoria. Ciertamente, los retos del presente parecen dar lugar a muchas oportunidades en el futuro.

Ir arriba